Las lluvias frenaron la siembra de girasol y maíz en el centro y norte de Santa Fe

Las abundantes lluvias re-gistradas la semana pasada en la región centro-norte de la provincia de Santa Fe, con valores de hasta 100 milímetros en algunas zonas, frenaron el proceso de siembra de girasol y maíz, y favorecieron los lotes cultivados con trigo.
Según el informe que confeccionaron el Ministerio de la Producción provincial y la Bolsa de Comercio de Santa Fe, se detuvo en gran parte la siembra de girasol, "generando cierta incertidumbre de cómo continuaría la siembra y si cubriría la intención de siembra mencionadas desde el inicio de la campaña".
No obstante, el grado de avance fue del orden del 75 por ciento, representando aproximadamente 89.250 hectáreas de la superficie total bajo una intención de siembra de 119 mil hectáreas.
En cuanto al maíz, hasta hoy el grado de avance de la siembra estuvo en el orden del 40 por ciento, representando unas 31.400 hectáreas de la superficie total estimada, que asciende a 78.500 hectáreas para esta campaña.
"Las condiciones climáticas re-gistradas en la semana permitieron que la siembra avance hasta las precipitaciones, que condicionaron el proceso y en ciertas áreas prendió la alerta por la cantidad de milímetros caídos, que recargaron los suelos y condicionaron las camas de siembra", añadió el informe.
Esa situación ambiental permitió que se recarguen los perfiles de los suelos, en especial los primeros centímetros, favoreciendo el desarrollo sin inconvenientes del trigo.
Un 80 por ciento de los cultivares presentaron estado bueno a muy bueno, con lotes excelentes; un 15 por ciento fue calificado como en estado bueno, y el 5 por ciento restante en estado regular.
Los controles rápidos y puntua-les, particularmente en algunas variedades más susceptibles a roya amarilla, fueron efectivos y el grado de avance y de afectación ha disminuido.

 

 

hijoshijoscortshijoshijoshijos

contacto